Cómo actuar o evitar los golpes de calor en perros y gatos


Jadeo y respiración exagerada

Las estaciones del año esconden muchos peligros para nuestros animales y el verano no podía ser diferente pues, aunque es una época en la que aprovechamos para hacer muchas actividades con ellos, hay que tener en cuenta muchos factores que ponen en peligro su bienestar. En esta ocasión, os hablaremos de los golpes de calor; una de las principales causas de muerte en los perros en verano.


¿Qué son los golpes de calor?


Los golpes de calor son un brusco aumento de la temperatura corporal del animal que se da por un fallo en el sistema de termoregulación y que tiene como consecuencia un fallo multiorgánico que podría causarle la muerte al perro.


¿Qué signos indican que a vuestro perro le está dando un golpe de calor?

  • Temperatura igual o superior a 40,5ºC

  • Jadeo y respiración exagerada

  • Salivación excesiva

  • Vómitos

  • Convulsiones

  • Pérdidas de conciencia

¿Qué hacer si a vuestro perro le está dando un golpe de calor?


Ante un problema tan grave os recomendamos acudir inmediatamente al veterinario ya que se encargará de restablecer las funciones orgánicas de vuestro perro mediante oxígeno y suero intravenoso. No debemos olvidar que los golpes de calor degeneran en un fallo multiorgánico, por lo que la vida de vuestro perro corre un grave peligro.


Si consideráis que el perro está sufriendo un golpe de calor y no podéis acudir rápidamente al veterinario, nunca lo expongáis completa y directamente a agua fría, porque podríais provocar el efecto contrario: hipotermia. Y, jamás, jamás, jamás, hagáis uso de hielo.


Entonces, ¿qué deberíais hacer? Primeramente, llevad al perro a un lugar fresco, sombreado y en el que pueda tener acceso a agua. Después, paulatinamente, vais poniendo el cuerpo en contacto con agua, empezando por las patas y acabando por la cabeza, pasando por su cuerpo. Para que podáis haceros una idea, es un proceso muy similar al que hacemos los humanos para evitar un corte de digestión cuando vamos a meternos en el agua después comer: primero nos mojamos los tobillos y las muñecas, después, la tripa y, finalmente, la nuca.


¿Cómo evitar que le dé un golpe de calor a vuestro perro?


  • Evitar salir a pasear con ellos a horas centrales o de calor excesivo

  • Si vais a hacer deporte con ellos, reservarlo a primeras o últimas horas del día.

  • Acceso continuo e ilimitado de agua fresca y limpia

  • Hacer uso de accesorios refrescantes, como colchonetas o collares refrigerantes

  • Nunca dejar encerrado al perro (en el coche, por ejemplo)


¿Qué factores favorecen al golpe de calor?


  • Razas: Hay perros que tienen el hocico chato, rasgo contraproducente para los excesos de calor debido a los problemas respiratorios que se les asocia.

  • Edad: Los cachorros y los abuelitos tienden a tener más golpes de calor debido a la alta actividad física y el organismo inmaduro de los primeros y la pérdida de funciones biológicas de los segundos.

  • El sobrepeso y otras enfermedades cardíacas y/o respiratorias: Estas patologías reducen la función orgánica de los perros para combatir el exceso de calor.

En conclusión, los golpes de calor son un problema bastante grave para los animales así que ¡protegerlos de ellos! Si quieres conocer a otro gran enemigo de vuestros peludines os animamos a leer nuestro articulo sobre las espigas.

43 vistas

06

Contacta

En Wild Souls queremos entender tus necesidades para poder ayudarte. Contacta con nosotros, ¡estamos aquí para resolver cualquier duda!

arrow&v
¿Prefieres llamarnos?

Colabora con nosotros:

logo_teaming.png
  • Facebook - círculo blanco
  • Twitter - círculo blanco
  • Instagram - Círculo Blanco

Calle María Auxiliadora (Badalona) 

699.124.375

info@wildsouls.org.es