Beneficios de la Terapia Asistida con Perros en Personas con Adicción


Se educa desde la comunicación y el respeto

El proyecto “Viviendo Segundas Oportunidades” se ha convertido en una de las principales herramientas terapéuticas de Wild Souls debido a que su principal característica es la ayuda bidireccional, esto significa que tanto animales como participantes se ayudan mutuamente.


En estos programas, a diferencia de los proyectos de intervención asistida con perros convencionales, los animales están en adopción.


Del árbol “Viviendo Segundas Oportunidades” nacen diferentes ramas, cuyas características varían según el colectivo a quien den atención.


Para celebrar el día de concienciación contra las drogas os queremos hablar de una de esas ramas llamada “un amor libre de juicios”, en la que participan personas que han vivido o están viviendo una valiente lucha contra la adicción. Concretamente, son personas que, gracias al proyecto, aprenden a educar a un perro de una manera respetuosa y positiva para ayudarle a superar miedos y heridas de sus vidas pasadas.


Gracias a esta base y metodología de trabajo los participantes del proyecto han mostrado una mejora en su gestión emocional, autoestima, empatía y habilidades sociales, y una reducción considerable de la adicción o de la necesidad de consumo.


Visita a la Protectora de Granollers

Cuando nos preguntan cómo se consiguen todas estas mejoras, básicamente, les hablamos, por un lado, de la empatía innata que surge entre participante y perro, pues ambos han vivido heridas muy parecidas (abandono, maltrato, rechazo…) y, por otro, de lo que llamamos efecto espejo: los perros nos ayudan a conectar con nuestra esencia y nuestro presente (ellos viven desde ese lugar) y nos muestran nuestros propios miedos y necesidades (verbalizamos en ellos lo que a nosotros nos pasa). Ambos aspectos son la base que los profesionales aprovechamos para entrar en el mundo de los participantes y desde donde les acompañamos para mejorar su situación personal.


Todos los participantes comparten una misma visión del proyecto y es que les ha ayudado a relacionarse mejor y de una manera más amable con su entorno, han vivido en primera persona la potencia que tiene el lenguaje corporal (nociones de comunicación canina) y, sobre todo, que detrás de un perro hay un ser increíble de quién se puede llegar a aprender mucho más de lo que la sociedad muestra.


Además, algo que aparecía en todas las puestas en común de los participantes es que una de las claves que más les ha ayudado es la mirada del perro; una mirada carente de juicio y que desde el minuto uno les ha liberado de la carga que implica una etiqueta tan pesada como la que llevan todos los días cargada a la espalda

Aprovechado esta última idea queremos compartir con vosotros una de las frases más bonitas que escuchamos de uno de los participantes quien, mirando al perro, le dijo: Gracias por verme por quién soy y no por lo que he hecho”. Y esa es, precisamente, el pilar sobre el que caminamos cuando estamos en contacto con un perro.


Si quieres saber más información sobre este proyecto o sobre sus beneficios escríbenos y nos pondremos en contacto contigo.

20 vistas

06

Contacta

En Wild Souls queremos entender tus necesidades para poder ayudarte. Contacta con nosotros, ¡estamos aquí para resolver cualquier duda!

arrow&v
¿Prefieres llamarnos?

Colabora con nosotros:

logo_teaming.png
  • Facebook - círculo blanco
  • Twitter - círculo blanco
  • Instagram - Círculo Blanco

Calle María Auxiliadora (Badalona) 

699.124.375

info@wildsouls.org.es